La vida de Jordi: “Mi primer San Jordi”

Estaba pensando: “el otro día comenté la semana santa pero no dije nada de la pascua”(vaya fallo jejeje).

Pues nada, en Pascua no hicimos nada fuera de lo normal. Como aún no puedo comer ciertas cosas, me tuve que fastidiar y en lugar de merendar ese bollo que llaman mona, merendé lo de siempre o casi siempre: un plátano.

Era Domingo y hacía bastante mal tiempo, pero no molaba quedarse en casa y además papá ese día no iba al San San (con los tres días ya lo tenía bien), así que decidimos ir a la playa. Más en concreto a la playa del Auir. Mi papá cogió (como hace muchas veces), la cámara de fotos para inmortalizar tan maravilloso momento (¿os habéis dado cuenta que para lo peque que soy, voy usando palabras nuevas cada vez?), y llegó la hora de irnos. Mi abuela me había regalado una monita, pero solo para sacarnos la foto, que luego mi papá se zampó y yo no pude hacer nada. Que le vamos a hacer. Estuvimos solo un ratito, sacando fotos por las dunas, y nos fuimos pronto porque empezó a hace un aire muy frío y parecía que iba a llover. Así transcurrió mi primera pascua. Esperemos que el año que viene si que me pueda zampar la mona, yooooooo.

Y cambiando de tema, este pasado jueves fué mi santo. No sabía que cada día de cada mes tiene un nombre o algo así, y que se celebra. Parece ser que a mí me ha correspondido el 23 de Abril. Antes de nada quería agradecer a Sergio y Pili y a Adriana y Laura que me felicitasen (o eso me dijo papá), y mandarles un besito a cada uno/a de ellos/as. El día transcurrió normal ya que yo no sabía nada. De lo que si que me percaté es de que mis papás estaban más cariñosos de lo normal. Todo el rato me decían: “felicidades cariño”, o “el año que viene te regalaremos un libro” (aunque si me regalasen pañales, seguro que me harían más provecho). Al parecer Jordi era un caballero que mató un dragón, para salvar a una princesa, y creo que por esa valentía es por la que mis papás me pusieron este nombre, que por cierto, me encantan. Con papá estuve poco porque el pobre ya no sabe que hacer para encontrar trabajo y ahora se ha decidido a hacer un curso de cocina, y entre el curso que es toda la mañana y por la tarde que tiene inglés, a penas lo ví. Eso sí, cuando llegó a casa le ofrecí la mejor de las sonrisas que podía hacerle, y se que eso le llegó al corazón, porque siempre le oigo decir: “esa sonrisa es lo mejor del mundo, y me da la vida”. Con quien si estuve todo el día fué con mamá, con la que fuí a ver a los abuelos y a pasear. Que guay. Soy feliz, ¿que más puedo pedir?¿No?.

Bueno corazones (como dice Ana Igatubirru o algo parecido que es muy difícil), os espero a todos/as en la siguiente entrada. Besitooooooooooooooooos.

jordi

Anuncios

Un pensamiento en “La vida de Jordi: “Mi primer San Jordi”

  1. Holaaaa Jordi cuanto me alegra saber de nuevo de ti.No te preocupes si no puedes escribir todos los dias a veces la verdad es que supongo que no se tienen ganas y si Papi estan tan liado con el curso de cocina y con el Ingles pues normal pobre tu sigue dandole esa sonrisa al llegar a casa y veras que contento sigue.Pili me dice que te de las gracias por ese beso que le mandas y yo igual nos hace mucha ilu tu primer santo y ya veras conforme te vayas haciendo mas grandote te ira haciendo mas ilusion….Bueno ya no me enrrollo mas que siempre me pasa que empiezo y no paro.Un Besote a Mami y un abrazote de oso a Papi y un abracito de osito mu grandoteeee para ti de nuestra parte.Ahhhh y ya estoy esperando la proxima entrada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s